Lactancia materna y alimentación

A esta edad, además de la leche materna, el bebé necesita de tres comidas al día. Si no está mamando del pecho de la madre, necesita cinco comidas al día. Su alimentación debe tener alimentos ricos en hierro, vitamina A y calcio. El cuerpo del bebé aprovecha más la vitamina A, cuando se pone un poco de aceite vegetal en su comida.

Foto: Bolivia – Archivo Pastoral del Niño y de la Niña

El bebé ya está comiendo yema de huevo, pero la clara solamente se le debe dar a partir de un año, porque puede causar alergia a algunos niños.

La carne de pescado es un alimento muy nutritivo. El pescado fresco siempre es la mejor opción. Debe tener la carne firme (durita), elástica, escamas adherentes, piel brillante, branquias de color rojo vivo, ojos brillantes y no oler a amoníaco.

Al bebé le gusta intentar comer solito. Es bueno colocar un poco de comida en un plato pequeño y dejar que vaya intentando usar la cuchara. Al mismo tiempo, el adulto le da la mayor parte de la comida de otro plato. Es bueno que el bebé tenga su propio plato y coma cuando comen todos. Así, se sabe cuánto ha comido el bebé, y él aprenderá que la hora de las comidas son momentos de confraternización, y que él forma parte de la familia.